Ok

By continuing your visit to this site, you accept the use of cookies. These ensure the smooth running of our services. Learn more.

15/05/2018

Euskal Herria laica

No es la primera vez que oigo, ni será la última es que si eres ateo, agnóstico… a qué viene guardar fiesta. Hoy día ya es muy raro encontrarte con alguien que opine así. Hasta no hace mucho la fiesta y la religión eran la misma cosa.

Hoy esto ya se ha superado, pero todavía queda algo en el ambiente, el día pasado en la taberna, medio en risas medio en serio, salió a relucir la fiesta de Loreto, y más o menos se nos vino a decir ¿qué hacemos los que no entramos a la ermita, comiendo, bebiendo alrededor del fuego?

La taberna es un buen sitio para hablar, pero habiendo más de 6 personas, todos nos amontonamos y al final no es fácil expresar lo que se piensa. Sin más salió a relucir a ver quién pagaba la comida y la bebida, que siendo el ayuntamiento el que lo pagaba no había nada que decir.

A mí, y seguro que también a muchos más este tipo de conversaciones tontas nos dan mucho que pensar.

  • La fiesta no solo tiene un sentido religioso, para muchos sí, sin ninguna duda; pero para otros las fiestas ya no tienen nada que ver con las religiones.
  • Pero sin ponerme excesivamente profundo veamos como un/una nazareno/a que la religión no le importa, ni le influye puede tomar parte en los acontecimientos, en las actividades del pueblo.

 

4103372179.jpg

 

 

  • Unir todos los festejos, todos los acontecimientos con la religión está muy bien para los/las que lo quieran hacer así, y nada tenemos que objetar; pero la sociedad ha evolucionado, ha cambiado. Hoy día las fiestas, los acontecimientos que se realizan es esos días están más relacionadas y tienen razón de ser en cuanto unen a todos los vecinos que viven en el pueblo, y no solo son festividades y actividades para los creyentes.
  • Un ejemplo claro (aunque alguno sé que no lo verá así), el día de Loreto es una fiesta para todo el pueblo. Unos la viven de una manera y otros de otra. Pero no acudir a los actos religiosos no quita para que no estemos alrededor de la hoguera, y participemos en la merienda. La hoguera, la txistorra, el vino, y especialmente el ambiente, y la sensación de estar reunidos todo el pueblo es para todos por igual. Sí es verdad que el origen es religioso, y que en un tiempo se hacía todo con un sentido religioso, del cual participaba todo el pueblo. Antes de existir las religiones existían costumbres, fiestas, no creamos que todo comenzó con las religiones, la vida es cíclica.
  • Otro ejemplo son las fiestas del pueblo, sin duda se hacen en honor a la Virgen, a San Pedro… ¿los vecinos que más o menos la iglesia nos da igual tampoco deberíamos disfrutar de ellas?

o   Y ya que he tomado carrerilla diré algo más que ya lo he repetido en varias ocasiones, tal vez yo sea la excepción, que no lo creo, pero no olvidemos que la Virgen de Loreto también es una imagen, una escultura preciosa de madera… que la iglesia, la torre de la iglesia, sus escaleras, sus campanas… son valores materiales y que también tiene un gran valor sentimental para los y las que las hemos conocido desde niños. En definitiva que se pueden tener unos sentimientos y un aprecio a esas imágenes a esos edificios.