Ok

By continuing your visit to this site, you accept the use of cookies. These ensure the smooth running of our services. Learn more.

28/10/2020

Despoblamiento (2)

En el anterior mensaje vemos a nuestro alcalde, Jabier Atxa Morras haciendo declaraciones sobre el despoblamiento de nuestros pueblos, aunque es joven, él sabe por lo que ha visto, por lo que está viendo y por lo que oye a sus padres, abuelos, y también a los vecinos mayores, todos del pueblo mucho de este tema. Mucho más de lo que debería saber.

Nosotros también sabemos mucho, hemos visto estos pueblos llenos de vida, ahora es otra forma de vivir, con menos personas las costumbres y todo lo que le rodea cambia. Pronto saldrá publicado un libro con el título BERROTZA - LA BERRUEZA una mirada peculiar al valle, donde entre otro muchos temas este del despoblamiento y del cambio de vida es uno de los principales.

El despoblamiento rural plantea  problemas a los pueblos y especialmente a los que se quedan en ellos. Provoca  desequilibrios en la gestión del territorio, de los servicios, del futuro y hasta de la economía de los pueblos. Se necesitan medidas urgentes… pero no es fácil, pues no es un pueblo, no son dos, si no que son cientos...

El Patrimonio es todo, lo primero el lenguaje, todo aquello relacionado con el euskera, pero también son las casas, los pajares, las calles, los árboles, las peñas, las fuentes que al quedarse sin habitantes muchas de las cosas hasta ahora válidas e imprescindibles pierden su sentido, y otras adquieren valor, pero lo que se pierde se pierde para siempre. Dejando huérfanos a los pocos habitantes que van quedando, se desvanece algo histórico... todo un conjunto de valores que ya no volverán.

Todo esto he querido recoger en esas 252 páginas, con más de 100 fotografías, algunas antiguas, otras de antes de ayer, que seguramente dentro de unos años ya serán también históricas pues estos pueblos cambian tanto y tan rápido. No es cuestión de volver atrás eso es imposible, pero si darnos cuenta de lo que fue, y mantener en cierto modo viva su memoria, sin estridencias, ni tampoco volvernos locos y vivir en otro mundo. Hoy día vivimos en el mundo de la globalización, y contra eso es imposible luchar y por otro lado tampoco es que sea malo; pero a cada cosa le debemos dar el valor que tiene. Sin volvernos unos ñoños, y sabiendo vivir el día a día... Debemos valorar el patrimonio, nuestros bosques, nuestros árboles, las tradiciones, el medio ambiente, la transmisión de la cultura vasca y el sentimiento de identidad. El patrimonio nos une, aporta una cohesión social y sentimiento de pertenencia a un pueblo.

Bueno como siempre cuando hablo de estos temas me vuelvo un poco melancólico

 

 

Dejar un comentario